ANEL YAOS: “El diseño es mi modo de expresión y el mundo que amo”

El diseñador sevillano ha presentado su colección ANSIA en la plataforma Samsung EGO de MBFWM

Siempre ha querido transmitir lo surrealista de las cosas y mirar desde otro punto de vista. En su proceso creativo y estudio de las colecciones, Anel Yaos tiene muy presentes los maravillosos años 70 y 80, lo ambiguo, la evolución, los volúmenes, y lo más importante, “llamar la atención”. Y vaya si lo consigue.

ANSIA es su propuesta para el próximo Otoño/Invierno 2019, una colección que invita a hacer un viaje introspectivo, personal y único en busca de la añorada felicidad. En ella encontramos neoprenos, denim, lanas y puntos, llevados a un nuevo nivel, mezclando colores vivos y apagados en prendas como abrigos o bombers que aparecen completamente descontextualizados. Las piezas voluminosas, sin género (tan características del diseñador), la ambigüedad entre lo cotidiano y lo teatral, lo chic y lo oversize, los complementos XXL y la estética sport, se convierten en símbolos de ese camino que debemos recorrer para llegar a nuestro destino.

¿Ansia de qué, Anel?
De la vida, del desamor, de las despedidas, de no encontrarte a ti mismo, de los miedos, de las inseguridades….

¿Has alcanzado esa felicidad plena que proponías en este viaje interior o quizá eso es un mito?
Creo que es un mito, la felicidad plena no existe, existen esos pequeños momentos de felicidad de los que tienes que ser consciente para poder disfrutarlos. Eso es lo que comencé a hacer, disfrutar de esos momentos de felicidad y vivir en el presente, no en la angustia del pasado y ni en el ansia del futuro.

¿Cómo has vivido la presentación de tu nueva colección en la plataforma Samsung Ego de MBFWM?
Increíblemente bien, salió todo según lo previsto; es la colección más personal que he presentado hasta ahora y a la única que no le he encontrado ningún ‘pero’ después de ver los videos del show. La plataforma Samsung Ego da la posibilidad de mostrar nuestro trabajo y que el público pueda verlo en primera persona.

Organizar un desfile así también requiere un sobre esfuerzo…
Mucho esfuerzo a todos los niveles, trabajar duro de lunes a domingos, mañana y tarde; es una búsqueda constante de inspiración, materiales, estilismos, formas…. Y el esfuerzo económico ya ni lo mencionamos.

¿Qué destacarías de tu nueva colección?
Sobre todo la versatilidad de las prendas, la gama de color, y lo más importante, la locura que realicé, hasta yo mismo me sorprendí al ver los videos y fotos. Realmente me dio un aire de nostalgia porque cuando comencé a inspirarme y diseñar esta colección estaba pasándolo realmente mal, y creo que se representa muy bien la locura que yo vivía dentro y que pude exteriorizar de forma artística.

El surrealismo nos parece que está muy presente.
Sí comencé a dejar atrás los miedos y el qué dirán para realizar lo que realmente me gusta y llevo dentro, inspirándome en mis sentimientos y en la forma que tengo de ver la vida y las cosas. Es mi mundo, es mi arte, es mi creación, y aunque muchas veces no sea del todo entendido, estoy aquí para aclarar cualquier duda.

Hemos visto en la pasarela algunos “diseños ponibles” y otros que no lo son tanto. ¿Cómo gestionas tus colecciones?
Es así. Algunos diseños de pasarela son más ponibles que otros, aunque si después el público se acercara al showroom para ver las prendas colgadas, descubriría que algunas son más ponibles de lo que parecen en el desfile. La puesta en escena, los estilismos, se aumentan en pasarela, pero luego las piezas se las lleva cada persona a su terreno y hasta yo mismo me sorprendo de su versatilidad.

¿El “atrevimiento” también es un arte?
Más que el atrevimiento en sí, diría que un arte es lo que los diseñadores hacemos, ya que nos inspiramos en nuestros sentimientos o en conceptos que encontramos interesantes y creamos nuestras piezas, lo mismo que los pintores tienen su inspiración y crean sus obras. Solo que el público en general, el que suele comprar prendas en tiendas low cost y no sabe que hay vida más allá de un básico, cuando ve nuestras creaciones se queda boquiabierto. En mi caso no diseño para vestir a personas (que si visten con mis creaciones, genial), sino porque es mi modo de expresión y el mundo que amo.

Dicen que “quien no arriesga no gana”, ¿se cumple esta máxima en tu caso?
Bueno realmente el que gano en este caso soy yo, porque me encuentro 100% satisfecho con mi trabajo. Lo que yo he sentido y vivido antes y después del desfile no me lo quita nadie, ni las peores críticas retrógradas en prensa, aunque el apoyo positivo en medios siempre gana al negativo, pero yo le abro los brazos a todos y acepto todo lo que venga.